Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

Activar compresión GZIP en servidores Apache para aumentar la velocidad de nuestros sitios web

Logo servidor web ApacheA día de hoy, prácticamente todos nuestros potenciales usuarios soportarán a través de sus navegadores páginas web servidas de forma comprimida. ¿Por qué es importante comprimir el código HTML resultante que enviamos? Para mejorar el rendimiento del sitio.

Ya hemos comentado otros métodos que tenemos a nuestro alcance para optimizar la velocidad de nuestro sitio como el uso de Minify, en concreto hablamos en el caso particular de WordPress y su plugin WP-Minify.

Hoy os traemos una optimización de la parte del servidor. La idea es enviar comprimido las partes que mejor ratio de compresión obtienen. La estructura central de una página, sea cual sea la tecnología del lado del servidor que usemos (PHP, Python, Ruby, etc) va a ser siempre código HTML. Este código al comprimirse reducirá su peso enormemente, en unas ratios que fácilmente llegan y superan al 90%. Igual ocurre con otros ficheros tipo texto: CSS y JavaScript por ejemplo.

Otro tipo de contenido que servimos desde nuestro sitio no obtiene ratios tan favorable y es hasta contraproducente comprimirlo por el coste en recursos que se tiene para luego no obtener un beneficio. Hablo de imágenes, ficheros PDF, contenido multimedia…

Por lo tanto, veamos rápidamente cómo activar la compresión usando gzip en nuestro servidor Apache y a la vez configurarlo, de forma que tengamos el rendimiento óptimo.

Lo primero que debemos hacer es buscar nuestro fichero de configuración:

  • En Debian, Ubuntu y derivadas suele estar en: /etc/apache2/apache2.conf
  • En Red Hat, Scientific Linux y derivadas suele estar en: /etc/httpd/conf/httpd.conf

Editamos dicho fichero y del mismo encontraremos la sección de carga de módulos y sus configuraciones con directivas del tipo <IfModule>. Debemos añadir una más, la que indico a continuación que llama al módulo deflate.

Guardamos el fichero, reiniciamos el servicio y ya deberemos tener la compresión activada. Para reiniciar el servicio:

Comprobamos que en efecto funciona, para ello accedemos a este servicio, indicamos nuestra URL y vemos el resultado, en “Compression status” deberíamos obtener “Compressed (gzip)” y además podríamos ver el ratio de compresión alcanzado. Podemos hacer pruebas con diferentes URL de nuestra propia plataforma para ver a qué grado de compresión llegamos en cada escenario.

Leer entrada anterior
Disponible The Humble Bundle for Android 2

En Linux Hispano siempre hemos apostado fuerte por los videojuegos en Linux, consideramos que para que Linux sea más popular...

Cerrar